Tabaco y salud bucodental

“El tabaco perjudica gravemente la salud”. Esta es una frase que posiblemente has escuchado tantas veces que hasta haya perdido algo de significado. Aunque  es cierto que, afortunadamente,  la cifra de consumidores desciende cada año, desde Clínica Dental Conde Duque queremos alertarte sobre la importancia de evitar el consumo de tabaco por sus múltiples complicaciones para la salud, tanto del organismo en general como para la salud bucodental en particular.

Estos son los principales perjuicios que el tabaco causa en nuestra boca:

  • Daña los dientes y encías aumentando el riesgo de padecer caries y enfermedades periodontales, pues disminuye las defensas de las encías, que quedan expuestas al ataque bacteriano. En consecuencia, una persona fumadora tiene tres veces más riesgo de padecer periodontitis que otra que no fuma.
  • Asimismo, fumar dificulta la respuesta favorable a los tratamientos para la periodontitis y su control, convirtiéndose en un factor de riesgo en el desarrollo de la periimplantitis (infección e inflamación del tejido que soporta el implante) para las personas que llevan implantes.
  • Causa halitosis o mal aliento al incrementar la sequedad e irritación de las mucosas bucales.
  • Provoca la decoloración de las piezas dentales, que van adquiriendo un tono amarillento. Además, favorece la aparición de manchas.
  • Deteriora el sentido del gusto de manera progresiva, alterando así la percepción de los diferentes sabores.
  • Aumenta el riesgo de padecer cáncer bucal, pudiendo provocar en última instancia la muerte.

Para prevenir los problemas bucodentales relacionados con el tabaco el mejor remedio es, por supuesto, dejarlo. Unos hábitos adecuados de higiene bucodental y la visita regular a Clínica Dental Conde Duque contribuirán a mantener un mayor control sobre las diversas alteraciones asociadas al consumo de tabaco.

Leave a reply